Paraíso del Tiétar, una mirada diferente de Ávila

El plan rural que os presentamos en esta ocasión nos lleva hasta la provincia de Ávila. En su parte más meridional, rozando con Extremadura, se encuentra el Valle del Tiétar, también conocido como “la Andalucía de Ávila”. Se trata de una zona fértil en la que abundan árboles frutales como los cerezos, olivos, naranjos y madroños, propios de un clima más suave que esta tierra consigue gracias a la protección de la Sierra de Gredos y a las aguas del río Tiétar.


valle del tietar turismo con encanto
El paso más tradicional para acceder al Valle del Tiétar es a través del Puerto del Pico. Podréis disfrutar de un bello paisaje de vistas espectaculares que ya cautivaron a los romanos cuando construyeron una de las Calzadas Romanas posiblemente mejor conservadas de España.

Son muchos los pueblos de los que podréis disfrutar haciendo turismo rural en Ávila, particularmente en este paraíso del Tiétar. Si decidís alojaros en una casa rural en Candeleda contemplaréis bellas casas de cal rodeadas de palmeras y naranjos. Subiendo el camino que lleva hasta el Santuario de Nuestra Señora de Chilla podréis admirar Gredos y Extremadura. Se trata de una de las rutas más recomendadas de la zona.

El siguiente pueblo que os proponemos visitar es Arenas de San Pedro, capital de la comarca. Allí podréis disfrutar del paso de la historia en el Valle gracias a las numerosas edificaciones que encontraréis, desde puentes romanos a palacios y monasterios neoclásicos, sin olvidarnos de su iglesia gótica con partes renacentistas.

En El Arenal, Guisando y el Hornillo también encontraréis una arquitectura especial, digna de admirar, y en Poyales del Hoyo, destino para muchas personas que optan por una vida alternativa en armonía con la naturaleza, podréis disfrutar de un verdadero turismo rural con encanto.

En Ramacastañas os proponemos acercaros a ver las Cuevas del Águila, una gruta del río Tiétar en cuyo interior os encontraréis con las estalactitas y estalagmitas que ha provocado el paso del tiempo en este sistema montañoso.

Siguiendo nuestra ruta por el Valle del Tiétar llegaréis al Barranco de las Cinco Villas, un conjunto de pueblos con calles marcadas por la historia. Su capital, Monbeltrán, es una parada obligatoria para el viajero. Defendida por un imponente castillo, podréis disfrutar de numerosos lugares turísticos de interés, además de su gastronomía y sus casas rurales.

No dejéis de probar las sandías y los espárragos de Lanzahìta, situado en el centro del Valle, ni de admirar las vistas que contemplaréis desde Pedro Bernardo, también conocido como “el balcón del Tiétar”.

Os recomendamos seguir vuestra ruta visitando Piedralaves. En este pueblo situado al pie de la sierra podréis pasear por sus estrechas calles disfrutando de la arquitectura típica de la zona. La Iglesia de San Antonio de Padua y las ermitas de la villa son algunos de los monumentos que podréis visitar.

Nuestro plan no puede obviar una de las visitas obligadas en el Valle del Tiétar: La Adrada. La mejor forma de conocer esta villa abulense es perderse dar un paseo por sus calles y conocer los numerosos rincones que descubriréis. También podéis caminar por los numerosos senderos que la recorren y que os llevarán a otros pueblos cercanos como Sotillo o Fresnedilla. Un plan perfecto si lo que buscáis es hacer turismo rural con niños.

Nuestro viaje termina en Santa María del Tiétar, un bello pueblo, que linda con Madrid, ideal para perderse por sus calles y admirar la naturaleza más viva en las frías aguas de sus gargantas.

Te invitamos a conocer el río Tiétar, el valle y sus pueblos, una zona perfecta para hacer turismo rural en Ávila. Aquí tienes un listado de casas rurales en las que od podéis alojar en alguno de estos pueblos:

Candeleda: El mirador de la Sayuela I y II, Las Cabañas Rural, La Sayuela B&B, Chozos de Tejea y Las Atalayas
Poyales del Hoyo: Las Praderas, Las Casas de Agapito
Piedralaves: La Araña, Las Cuatro Calles
La Adrada: Camino de Gredos

¿Te apuntas? Entra en miscasasrurales.com y descubre la selección que te proponemos de casas rurales en Ávila.

 

2 comentarios en “Paraíso del Tiétar, una mirada diferente de Ávila

  1. En esta zona existe un clima excepcional, tanto en invierno como en verano, ya que La Adrada se encuentra en el Alto Tiétar, la zona más cálida del valle. Dentro de los encantos de esta zona hallaréis impresionantes praderas, gargantas y charcas perfectamente adaptadas para el baño, y magníficos bosques de pinos, castaños, encinas y robles que podréis recorrer por sus caminos o senderos hacia el valle o el monte. Y, cómo no, podréis disfrutar de la montaña teniendo a un paso la Sierra de Gredos.

  2. Casa SPA El Rincón del Duende está construida en madera y piedra, recordando a las antiguas casas de la Sierra de Gredos. Enclavada en el precioso pueblo de Pedro Bernardo, donde desde sus balcones se puede disfrutar de unas espectaculares vistas del Valle del Tietar. Podréis relajaos en su piscina-jacuzzi climatizado, ya sea en verano o en invierno. Podréis tomaros una magnifica cerveza de grifo en la ”bodeguita” que hay junto a la cueva subterránea del s.XVIII. A la vez que podréis disfrutar jugando una partida de futbolín. O simplemente podréis sentaros a la sombra de naranjos y limoneros, en nuestro jardín de 100m2, mientras preparáis una suculenta barbacoa. La casa puede albergar un máximo de hasta 16 plazas. Tiene baños modernos y una cocina totalmente equipada. Así como menaje, sábanas y toallas para todos los huéspedes. El salón de 90m2 está presidido por una gran chimenea, la cual encendida nos hará recordar historias al calor de la lumbre. La decoración es algo que valoramos mucho. Siempre buscando un estilo rústico y con una gran variedad de piezas antiguas, lo que confiere un estilo de casa-museo. Desde la propia casa organizamos multitud de actividades, Paintball, Ruras a Caballo, Piragüismo, etc. También nos especializamos en despedidas de soltero/a, organizando desde actuaciones hasta cenas o comidas en restaurantes de la zona. Además de disfrutar de la Sierra de Gredos y tener a nuestros pies el Valle del Tietar, desde El Rincón del Duende se pueden visitar Las Cuevas del Águila, la Laguna grande de Gredos, los Toros de Guisando, las Murallas de Ávila, etc. ¡No dejéis de visitar nuestro Rincón y quizás, os convirtáis en Duende Burlón! La piscina-jacuzzi está climatizada y es para 12 plazas. También tiene salidas de aire, sistema de nado a contracorriente y chorro de agua a presión. El salón de estilo castellano con 90 metros cuadrados, dispone de una gran chimenea.

Deja un comentario